Palabra

De cuentos sueltos y otras vainas

Siguiente entrada

Cuidado.
A veces es mejor no asomarse a la ventana de una casa que no es la tuya; podrías encontrar que allí también viven los demonios...